EMTE SERVICE CONDENADA A READMITIR A JUANMA CARRILLO, SINDICALISTA DE CGT REPRESALIADO POR LA EMPRESA

 

En el mes de agosto del año pasado  tres sindicalistas de la empresa Emte Service(dedicada al mantenimiento eléctrico): Manuel Vidal, Juanma Carrillo e Ismael Pérez, fueron víctimas de la mayor represión sindical desatada en las contratas de la petroquímica de Tarragona en las últimas décadas. Su “delito” fue luchar tenazmente por los derechos de los trabajadores y defender un sindicalismo democrático y combativo. Carrillo fue despedido de la empresa y Manu e Isma suspendidos de empleo y sueldo durante varias semanas.

Como recordareis, durante el mes de junio del año pasado,la dirección de  Emte,  con el objetivo de reducir personal, despidió un trabajador con un niño con cáncer, que había pedido varios permisos por acompañar a su hijo al hospital. Delante de este hecho, el comité de empresa convocó una huelga por reclamar la readmisión de su compañero y exigir el cumplimiento del convenio del metal. Tras la huelga, la empresa despidió   a Juanma Carrillo  y sancionó a los otros dos compañeros. Todo ello con la complicidad de la dirección del metal de CC.OO de Tarragona, bajo la batuta de José Antonio Hernández, que se alió con la empresa para callar la boca y borrar del mapa el sindicalismo de lucha que representan los compañeros. 

Los compañeros habían hecho actos públicos y repartos de hojas que desde un primer momento recibieron el rechazo de Hernández. En estas hojas planteaban que los trabajadores, en todos estos años, no habíamos parado de perder derechos y que  ante los abusos de la patronal era necesario un sindicalismo de lucha; opinaban que el convenio del metal debía ser discutido y aprobado por los trabajadores en asamblea y que era fundamental lanzar una lucha amplia frente a la precariedad laboral, el incumplimiento del convenio del metal en las contratas de la petroquímica y contra el prestamismo laboral.

Es justo remarcar  que toda esta crítica va dirigida a la dirección del metal de CCOO, no a los delegados o afiliados de CCOO, de los que los compañeros recibieron numerosas muestras de apoyo. De hecho, Isma, Carrillo y Manu eran miembros de CCOO., y lo seguirían siendo si no hubieran sido objeto de una brutal persecución. Ahora están en la CGT donde continúan poniendo en práctica el mismo sindicalismo combativo y alejado de todo sectarismo que siempre han defendido.

 Así trascurridos 41 días después de la huelga,  la empresa con un rostro de acero, dice que la huelga había sido ilegal y despide a Carrillo, alegando varias falsedades (huelga “ilegal”, “actitud violenta”…). Al resto del comité los sanciona posteriormente con 42 días de empleo y sueldo(Manu Vidal) y 21 días (Ismael Pérez).

 

La sentencia   rebate las mentiras de la empresa

 

Tras la lucha desarrollada y la demanda judicial impuesta, la sentencia del juzgado de lo Social de Barcelona ha puesto en evidencia todas las falsedades de las que nos acusaba la empresa. Una de ellas fue que la huelga del 19 y 26 de junio no había sido legal y que por tanto Carrillo faltó al trabajo injustificadamente. La sentencia confirma la legalidad de la huelga y dice textualmente "durante esos días el actor ejercitó un derecho fundamental consagrado en el artículo 28.2 de la Constitución". Otra de las grandes falsedades  fue que "Carrillo actuó violentamente contra el delegado de la empresa durante la huelga". La sentencia dice sobre esta acusación, realizada por la empresa meses después de la huelga: "no es creíble la ulterior concreción cuando si era cierta podía haberlo efectuado perfectamente desde el primer momento y no lo hizo". Otro de los hechos probados es que el comunicado firmado por el Comité de Empresa  pidiendo la dimisión del delegado de la empresa e informando de lo sucedido el primer día de huelga no es ningún delito. Según manifiesta la jueza: "La coautoría en el contenido de tales manifestaciones es reflejo de la libertad de expresión". 

La  sentencia constata una victoria sin paliativos (el 18 de Mayo Carrillo ha vuelto a trabajar en  EMTE) que demuestra que la  lucha es imprescindible a la hora de defender los puestos de trabajo y los derechos de los trabajadores. Esta es también una victoria de todos delegados y trabajadores que han participado en esta campaña, aportando su apoyo, su dinero y su tiempo. Es una victoria de todos los trabajadores .

Esta victoria no significa que la presión de la dirección de la empresa contra Manu, Carrillo e Isma vaya a cesar. Al contrario, después del juicio, le han dicho a uno de los compañeros “no sabes como nos las gastamos en esta empresa”. Ante esta grave coacción, la empresa debe saber que vamos a responder a todas las represalias que piensen efectuar contra  los compañeros con más fuerza que nunca.

 

 

EL PORTAVOZ DEL COMITÉ DE SOLIDARIDAD CON LOS SINDICALISTAS REPRESALIADOS EN EMTE

 

 

Fdo. :  Xosé Lorenzo Puime

 

 

 

Cronología de la lucha de EMTE

 

6 de Junio de 2008- La empresa despide a un compañero con un niño enfermo de cáncer . El Comité de Empresa llama a la Dirección de Emte y le pide que no despida al trabajador. La empresa hace caso omiso y el Delegado de Emte advierte al presidente del Comité “que le va tirar el convenio a la cara”.

11 de Junio de 2008- Asamblea de trabajadores en la puerta del taller (la empresa impide su realización dentro). Se acuerda por mayoría hacer huelga para que la empresa readmita al compañero despedido y cumpla el convenio.

19 y 26 de Junio de 2008- Seguimiento mayoritario de la huelga en todos los centros de trabajo.     

23 de Junio de 2008- Encargados y gente afín  a la empresa y a la dirección del metal de CC.OO, en horas de trabajo, organizan una reunión en las oficinas de EMTE, al margen del comité y de los trabajadores que apoyan la huelga. En esta reunión plantean echar al comité.

1 de Julio de 2008. Se desconvoca la huelga. La empresa acepta el despido improcedente del compañero y pagar la indemnización de 45 días por año que éste reclama.

14 de Julio de 2008. Asamblea de revocación del Comité de Empresa. La Dirección de EMTE y del metal de CC.OO ponen todas sus fuerzas en conseguir este objetivo.

4 de Agosto de 2008 . La empresa despide a Juanma Carrillo y sanciona a Manu Vidal.

6 de Agosto de 2008. Asamblea de Trabajadores y Delegados sindicales en el parking del Restaurante Vicente Ferrer, dónde se denuncia la persecución sindical y se acuerda realizar una concentración y actos de protesta.

12 de Agosto de 2008. La dirección de Emte vuelve a castigar con un expediente lleno de falsedades a Manu, y por primera vez a Isma, que traerá nuevas sanciones de empleo y sueldo.

9 de Octubre de 2008. Cientos de Trabajadores y delegados sindicales se manifiestan en una concentración en Tarragona contra la represión en EMTE

1 de Noviembre de 2008. Fiesta de solidaridad con los compañeros de Emte, para recaudar fondos para financiar toda la campaña.

21 de Noviembre de 2008 y 3 de Marzo de 2009. Inicio del primer y segundo ciclo de Cine en Solidaridad con la lucha de Emte.

22 de Abril de 2009. Juicio contra el despido de Carrillo. La sentencia firmada el 4 de Mayo obliga a la empresa a readmitir en su puesto de trabajo al compañero.

 


PERIÒDIC D'ESQUERRA REVOLUCIONÀRIA

bannerafiliacion2 01